Dejar el chupete

Publicado por: Martinas En: Pequeños dramas Comentario: 0 Vistas: 485

Dejar El Chupete. Es la versión infantil de dejar de fumar. También crea un tremendo estado de ansiedad al chupeteadicto y a los de alrededor. Te revelamos las estratagemas mas utilizadas para desenganchar tu peque.

        El Chupete,  ese objeto tan amado y utilizado por unos, y tan odiado y rechazado por otros. No nos ponemos de acuerdo en cuando dejarlo, pero hay una cosa tengo clara, en algunos momentos me salvó la vida. Así que no seré yo quien hable mal de él. Solo cuando llega el momento cumbre me permito quejarme. El desenganche. 

     Ya nos hemos decidido después de darle cien vueltas y preguntar a diestro y siniestro cuando es el mejor momento para dejar el chupeteY lo intentas sin ningún plan de ataque. ¡Error! Durante el día no suele ser muy dramático, a no ser que se haga daño o durante la siesta. Lo duro llega a la noche. La criatura no se duerme sin el chupe y tú no te duermes con sus hipidos, suspiros y quejidos. Y al final se lo terminas dando. ¡Ya habrá otro momento! Piensas mientras te duermes feliz. 

     Poco tiempo después vuelves a la carga y lo intentas todo. Que si el chupete se perdió en el parque, que si nos lo olvidamos en casita de los abuelos, que si lo unto con vinagre igual le da asco, pero qué va, este niño aguanta hasta las guindillas... y al final como siempre. ¡Ya habrá otro momento!   

                                                              

    

     Y el mejor momento llega una semana antes de Reyes. Poco a poco vas convenciendo a la criatura de que los Magos le traerán los regalitos a cambio de algo, El Tete. Sin problemas te dice, yo se lo doy. Pobre, lo ve taaaan  lejos. Pero llega el día y hay que cumplir. Deja todos los chupes debajo del árbol en su zapato, (teníamos media docena de reserva por si), camina muy despacio rumbo a la cama, arrastrando los pies y mirando siempre hacia atrás , que parece que vaya al colegio,  y le ves y piensas que se va a arrepentir y te da un poquito de pena, pero ya está en marcha y otro año no se puede esperar, que a este paso se le va a juntar el chupete con el móvil . La noche no es muy dura, le cuesta dormirse pero esa noche les cuesta dormirse a todos y pensará que el esfuerzo habrá valido la pena. A la mañana siguiente todo es felicidad y ya no se acuerda del tete con todos los primos, regalos y jolgorio. ¡¡ Prueba Conseguida!!                                    


                                                 

      Pero de nuevo llega la noche y se pasa media   hora buscando el chupete por todos los cajones.   Y tú ya los has tirado todos, lo primero que   hiciste cuando los abandonó. Y lloras para tus   adentros: ¡Hoy no duerme nadie!. Y haces   planes  para pasar por la farmacia al día   siguiente  y comprar una nueva colección de   chupes. ¡Igual necesita más tiempo! Le metes en   la cama sin sacar el tema, pero tímidamente te   pregunta por los tetes. Le dices que los Reyes   han  cumplido y ahora es su turno. Para tu   sorpresa se acuesta con resignación y no dice   nada más. Le das un beso y te vas dando palmas   interiores.  ¡Puede que si durmamos algo ésta   noche! Y así, casi de un día para otro se acabó     el chupete. Si es que se hacen mayores tan    rápido.... Y si las fechas navideñas no están cerca, no desesperes. Siempre puedes le puedes plantear la opción de un intercambio con su personaje favorito de la tele. Igual a la Pepa Pig de turno le apetece quedarse un chupete a cambio de un regalito. Y si no, siempre puedes inventarte una hada o duende que recopile chupes vaya usted a saber para que. Pero tu tranquila, aun no conozco a ninguno que con 18 años aun lo use . Ya lo dejará, cada niño lleva un ritmo. 

Y si ya lo has conseguido, cuéntanoslo. ¡Queremos sonreir contigo!

                                                                      

 

                                       

Comentarios

Sin comentarios en este momento!

Deje su comentario

domingo lunes martes miércoles jueves viernes sábado enero febrero marzo abril Mayo junio julio agosto septiembre octubre noviembre diciembre